Un estilo de ser y de hacer para aprender

Los aspectos fundamentales del proyecto educativo de la secundaria obligatoria son la formación personal y emocional del alumno y su formación en el ámbito académico.

    • Cómo trabajamos

      Las competencias básicas son el eje del proceso educativo. El currículo orientado a la adquisición de competencias establece que la finalidad de la educación obligatoria es conseguir que los chicos adquieran las herramientas necesarias para entender el mundo y se conviertan en personas capaces de intervenir activa y críticamente en la sociedad plural, diversa y en continuo cambio que nos ha tocado vivir. Un currículo por competencias significa enseñar para aprender y seguir aprendiendo a lo largo de toda la vida. La idea de competencia se sustenta en los diferentes tipos de contenidos (conceptuales, procedimentales y actitudinales) y está relacionada con la capacidad de activarlos o movilizarlos para hacer frente a situaciones diversas y actuar de forma eficaz.

      Para la Educación Secundaria Obligatoria se identifican dos grupos de competencias básicas: las competencias transversales, que son la base del desarrollo personal y de la construcción del conocimiento (entre las que hay que considerar las comunicativas, para comprender y expresar la realidad; las metodológicas, que activan el aprendizaje, y las personales) y las competencias específicas, centradas en convivir y habitar el mundo y relacionadas con la cultura y la visión del mundo.

    • Metodologías que favorecen el desarrollo y el aprendizaje integral del alumno
      • Trabajo por proyectos

        Trabajamos un conjunto de actividades de enseñanza y aprendizaje que implican un trabajo interdisciplinar que favorece la integración de conocimientos y del trabajo en equipo, tanto por parte del alumnado como del profesorado, que evaluamos la consecución de los objetivos establecidos por el centro en su programación y, en particular, los objetivos establecidos en las diversas materias curriculares.
        A lo largo de una una semana, en diferentes momentos del curso, los alumnos rompen su ritmo habitual en las aulas para trabajar de forma interdisciplinar un tema previamente establecido. El equipo docente programa una serie de tareas relacionadas con las diferentes áreas, que trabajadas dentro de este marco común llevan al alumno a desarrollar diferentes estrategias de aprendizaje y a aplicar de manera práctica conocimientos y habilidades adquiridos.

      • Aprendizaje cooperativo

        Desde las diferentes áreas y a lo largo del curso se propone a los alumnos diferentes actividades que deben llevar a cabo en equipo.

        El alumno aprende a trabajar de forma conjunta, organizarse y responsabilizarse individualmente de las tareas que le asignado dentro del grupo.

        En la evaluación del trabajo cooperativo del alumno debe demostrar que ha alcanzado suficiente capacidad de autonomía en la organización de su trabajo individual y también de cooperación y colaboración en el trabajo en equipo.

        Un buen ejemplo de aprendizaje cooperativo son los trabajos de síntesis que los alumnos realizan en los diferentes cursos de la etapa.

      • Trabajo por competencias

        Trabajamos las diferentes competencias como capacidades de utilizar los conocimientos y habilidades, de manera transversal e interactiva, en contextos y situaciones que requieren la intervención de conocimientos vinculados a diferentes conocimientos, lo que implica la comprensión, la reflexión y el discernimiento teniendo en cuenta la dimensión social de cada situación.

        Organizamos y desarrollamos las competencias en tres bloques:

        Comunicativas:

        • Competencia comunicativa lingüística y audiovisual.
        • Competencias artística y cultural.

        Metodológicas:

        • Tratamiento de la información y competencia digital.
        • Competencia matemática.
        • Competencia de aprender a aprender.

        Personales:

        • Competencia de autonomía e iniciativa personal.

        Para este próximo curso priorizamos, de forma especial, la comprensión lectora (dentro de la competencia comunicativa) y la competencia matemática (dentro de la competencia metodológica).

    • Autonomía y crecimiento personal y académico

      Acompañamos a cada alumno en su diversidad y en su crecimiento personal y académico. En la programación de tutorías, de una hora de dedicación semanal dentro del horario de los alumnos, se trabajan especialmente aspectos relacionados con los hábitos de trabajo y estudio, así como ejes transversales de carácter interdisciplinario relacionados con diferentes temáticas de contenido social, medioambiental, de salud, de adicciones y otros temas de actualidad. La acción tutorial contribuye al desarrollo de una dinámica positiva en el grupo clase y en la implicación del alumnado y sus familias en la rutina del centro.

    • Atención a la diversidad

      Trabajamos de acuerdo con los principios de la educación inclusiva y de atención a la diversidad del alumnado. Las medidas de atención a la diversidad tienen como objetivo atender las necesidades educativas de cada alumno para poder alcanzar las competencias básicas, los objetivos educativos y los contenidos de la etapa. Ni la diversidad sociocultural del alumnado, ni la diversidad en el proceso de aprendizaje, ni las discapacidades suponen ningún tipo de discriminación en el logro de los objetivos de la etapa.

      En las materias curriculares

      En todas las materias que configuran esta etapa se darán algunas actividades diferentes en el contexto del grupo clase, dirigidas al alumnado que tiene un alto grado de competencia en los contenidos que se trabajan (actividades de ampliación), por una parte, y, por otra, al alumnado que muestra tener un grado de competencia bajo o dificultades específicas en el aprendizaje de la materia (actividades de refuerzo).

      En algunos casos de alumnos con dificultades especiales y generalizadas, será necesario proponer, con la Comisión de Atención a la Diversidad, adaptaciones del currículo o planes individualizados.

      En la organización de las materias instrumentales

      Estas materias se organizan de formas diferentes al resto de materias; esto permite aumentar el nivel de competencia de los alumnos en estas materias que consideramos fundamentales por su carácter mediador y de desarrollo del conocimiento.

      Los grupos flexibles en Matemáticas

      En el caso de Matemáticas, en 1º de la ESO -como inicio de la etapa-, habrá una ratio muy baja (alrededor de 10/12 alumnos) en la que se agruparán alumnos con dificultades significativas en esta materia. Estas agrupaciones flexibles favorecen la consecución de los objetivos básicos de esta área. Todos los grupos trabajarán los mismos objetivos y contenidos generales y utilizarán el mismo libro, con una coordinación permanente por parte del profesorado de Matemáticas, que facilitará el paso de los alumnos entre grupos. La revisión de la distribución del alumnado en los grupos de Matemáticas se hará trimestralmente, en coincidencia con las evaluaciones.

      Los desdoblamientos

      Se harán desdoblamientos de las horas semanales de clase de diversas áreas. Una se hace sólo con la mitad del grupo y el resto, con el total de alumnos del grupo clase. La disminución del número de alumnos facilita la realización de actividades diferentes y la utilización de metodologías de trabajo diversas, también permite que el profesor pueda atender personalmente a los alumnos.
      El desdoblamiento en la 3ª hora de Ciencias naturales (laboratorio) facilita el acompañamiento personal del profesor / y la realización de las prácticas con la seguridad que requieren.