Una excelente opción educativa para ser y hacer

    • Un estilo de ser y de hacer por aprender

      Ayudamos a nuestros alumnos a desarrollar al máximo sus capacidades y adquirir unos valores que los lleven a vivir una vida plena y solidaria. Mediante el proceso de aprendizaje, los alumnos aprenden a pensar y a aprender. Transmitimos los contenidos con rigor y con una exigencia académica razonable, sin olvidar la necesaria personalización y atención a la diversidad. Empleamos diferentes metodologías en función de los objetivos y entendemos la evaluación como una tarea de orientación y mejora de los procesos y resultados.

  • Un estilo de ser y de hacer para crecer como personas

    Nuestros objetivos educativos van más allá de la transmisión de conocimientos para formar profesionales competentes. El éxito o el fracaso escolar o profesional no se tienen que confundir con el éxito o el fracaso personal. Por eso, trabajamos para el crecimiento integral de la persona, intentando un desarrollo armónico de todos los aspectos. Formamos personas intelectualmente maduras, emocionalmente equilibradas, espiritualmente fuertes, humanamente llenas, capaces de elaborar su propio proyecto vital, de ser felices y de crear felicidad en su entorno.

  • Un estilo de ser y de hacer para los demás

    Formamos mujeres y hombres con una vocación de servicio a los demás consciente y activa. Ayudamos a los alumnos a desarrollar actitudes de responsabilidad cívica, social y política que los conduzcan a trabajar por una sociedad abierta, no discriminatoria, justa, fraternal y solidaria.

    Creemos que la cultura tiene que ser concebida como un camino de liberación de las personas y de los grupos sociales, especialmente de los más débiles.

  • Un estilo de ser y de hacer abiertos a la trascendencia

    Todas las actividades del colegio están dentro del marco de una auténtica y verdadera pedagogía de la fe cristiana, ya sea con el testimonio personal y comunitario de los educadores, ya sea con las actividades directamente de catequesis y pastorales. Esta pedagogía de la fe es respetuosa con la libertad, se abre al diálogo y quiere acompañar a una experiencia de Dios profunda, a una fe comprometida con los otros.

  • Proyectos de centro

    La escuela trabaja en seis proyectos transversales que implican todos los sectores del centro.